• Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) recomiendan la vacuna contra la culebrilla para los adultos de 50 años o más.
  • Medicare Original (Parte A y Parte B) no cubrirá la vacuna.
  • Los planes Medicare Advantage o Medicare Parte D pueden cubrir todos o una parte de los costos de la vacuna contra la culebrilla.

Las probabilidades de que tengas culebrilla aumentan con la edad. Por suerte, existe una vacuna que puede prevenir la afección.

Medicare Partes A y B no cubren las vacunas contra la culebrilla (hay dos tipos diferentes). Sin embargo, es posible que puedas conseguir cobertura a través de un plan Medicare Advantage o Parte D.

Sigue leyendo para saber cómo obtener la cobertura de Medicare para las vacunas contra la culebrilla u obtener ayuda financiera si tu plan no cubre la vacuna.

Medicare Original, Medicare Parte A (cobertura hospitalaria) y Parte B (cobertura médica) no cubren la vacuna contra la culebrilla. Sin embargo, existen otros planes de Medicare que pueden cubrir al menos parte de los costos. Entre ellos:

  • Medicare Parte C. También conocido como Medicare Advantage, Medicare Parte C es un plan que puedes comprar a través de una compañía aseguradora privada. Es posible que ofrezca beneficios adicionales que Medicare Original no cubre, incluyendo algunos servicios preventivos. Muchos planes de Medicare Advantage incluyen cobertura de medicamentos recetados, que cubriría la vacuna contra la culebrilla.
  • Medicare Parte D. Esta es la parte de Medicare que cubre medicamentos recetados y normalmente cubre “vacunas disponibles comercialmente”. Medicare requiere que los planes de la Parte D cubran la vacuna contra la culebrilla, pero el porcentaje que cubre puede variar de un plan a otro.
CÓMO SABER SI ESTÁS CUBIERTO

Si tienes Medicare Advantage con cobertura de medicamentos o Medicare Parte D, puedes verificar si la vacuna contra la culebrilla está cubierta siguiendo estos pasos:

  • Llama a tu médico para saber si pueden facturar a tu plan Medicare Parte D directamente.
  • Si tu médico no puede facturar a tu plan directamente, pídele que coordine con una farmacia que esté en tu red. Es posible que la farmacia pueda proveerte la vacuna y facturar directamente a tu plan.
  • Si no puedes utilizar ninguna de estas opciones, presenta la factura de la vacuna a tu plan para que te reembolsen.

Si tienes que solicitar un reembolso, vas a tener que pagar el precio total de la inyección cuando la recibas. Tu plan debería hacerte el reembolso, pero la cantidad cubierta variará dependiendo de tu plan y si la farmacia pertenece a tu red.

La cantidad que pagas por la vacuna contra la culebrilla dependerá de cuánto cubre tu plan de Medicare. Recuerda que si solo tienes Medicare Original y no tienes cobertura de medicamentos recetados a través de Medicare, es posible que tengas que pagar el precio total de la vacuna.

Los planes de medicamentos de Medicare clasifican los medicamentos por niveles. El nivel de cada medicamento determina su precio. La mayoría de los planes de medicamentos de Medicare cubren al menos el 50% del precio minorista de un medicamento.

RANGOS DE PRECIOS PARA LAS VACUNAS CONTRA LA CULEBRILLA

Shingrix (en dos inyecciones):

  • Copago deducible: gratis hasta $158 por cada inyección
  • Una vez pagado el deducible: gratis hasta $158 por cada inyección
  • Período de carencia/ausencia de cobertura: gratis hasta $73 por cada inyección
  • Después de la ausencia de cobertura: $7 a $8

Zostavax (en una inyección):

  • Copago deducible: gratis hasta $241
  • Una vez pagado el deducible: gratis hasta $241
  • Período de carencia/ausencia de cobertura: gratis hasta $109
  • Después de la ausencia de cobertura: $7 a $12

Para saber exactamente cuánto pagarás, revisa el formulario de tu plan o comunícate con tu plan directamente.

Consejos para ahorrar

  • Si calificas para Medicaid, consulta con la oficina de Medicaid de tu estado sobre la cobertura de la vacuna contra la culebrilla, es posible que sea gratuita o la ofrezcan a un bajo costo.
  • Busca en Internet asistencia y cupones para medicamentos recetados que te ayuden con estos costos. Algunos sitios que puedes visitar son GoodRx.com y NeedyMeds.org. En estos sitios también puedes buscar los lugares que tienen las mejores ofertas para obtener la vacuna.
  • Comunícate directamente con el fabricante de la vacuna para solicitar posibles reembolsos o descuentos. GlaxoSmithKline fabrica la vacuna Shingrix. Merck fabrica la vacuna Zostavax.
Healthline

Actualmente, se cuenta con dos vacunas aprobadas por la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) para prevenir la culebrilla: vacuna contra la culebrilla (Zostavax) y vacuna recombinante contra la culebrilla (Shingrix). Cada una actúa de formas ligeramente distintas para prevenir la culebrilla.

Shingrix

La FDA aprobó la vacuna Shingrix en 2017. Es la vacuna que los CDC recomiendan para la prevención de la culebrilla. La vacuna contiene virus inactivados, haciéndola más tolerable para personas con sistemas inmunitarios comprometidos.

Desafortunadamente, debido a su popularidad a menudo hay escasez de la vacuna Shingrix. Es posible que sea difícil conseguirla, incluso si tu plan de Medicare la cubre.

Zostavax

La FDA aprobó en 2006 la vacuna Zostavax para prevenir la culebrilla y la neuralgia posherpética. Esta es una vacuna viva, lo que significa que contiene virus atenuados. La vacuna contra el sarampión, las paperas y la rubéola (MMR) es un tipo similar de vacuna viva.

Shingrix o Zostavax

ShingrixZostavax
Cuándo recibirlaPuedes recibir la vacuna a partir de los 50 años, incluso si has tenido culebrilla antes, no estás seguro si alguna vez tuviste varicela o si ya recibiste la otra vacuna contra la culebrilla.Es más efectiva en personas de 60 a 69 años.
EfectividadDos dosis de Shingrix ofrecen una efectividad de más del 90% para prevenir la culebrilla y la neuralgia posherpética.Esta vacuna no es tan efectiva como la Shingrix. Tienes un 51% menos de riesgo de padecer culebrilla y un 67% menos de riesgo de neuralgia posherpética.
ContraindicacionesIncluyen tener una alergia a la vacuna, tener culebrilla actualmente, embarazo o lactancia, o si la prueba de inmunidad al virus que causa la varicela salió negativa (en ese caso, puedes recibir la vacuna contra la varicela).No deberías recibir la vacuna Zostavax si tienes antecedentes de reacción alérgica a la neomicina, la gelatina o a cualquier otro componente de la vacuna contra la culebrilla. Esta vacuna no es recomendable si tu sistema inmunitario se encuentra comprometido debido al VIH/SIDA o cáncer, si estás embarazada o amamantando, o si tomas medicamentos inmunosupresores.
Efectos secundariosEs posible que sientas dolor en el brazo, enrojecimiento e hinchazón en el lugar de la inyección, dolor de cabeza, fiebre, dolor de estómago y náuseas. Esto suele desaparecer en aproximadamente 2 a 3 días.Estos efectos incluyen dolor de cabeza, enrojecimiento, hinchazón y dolor y picazón en el lugar de la inyección. Algunas personas desarrollan una pequeña reacción similar a la de la varicela en el lugar de la inyección.

La culebrilla es un recordatorio doloroso de que el virus del herpes zóster, que causa la varicela, está presente en tu cuerpo. Se estima que el 99% de los estadounidenses de 40 años o más han tenido varicela (aunque muchos no recuerdan haberla tenido).

La culebrilla afecta aproximadamente a un tercio de las personas que han tenido varicela. Esta afección provoca ardor, hormigueo y dolor punzante en los nervios. Los síntomas pueden durar de 3 a 5 semanas.

Incluso cuando el sarpullido y el dolor de los nervios desaparecen, aún puedes padecer neuralgia posherpética. Este es un tipo de dolor que persiste donde comienza la erupción de la culebrilla. La neuralgia posherpética puede provocar los siguientes síntomas:

  • ansiedad
  • depresión
  • problemas para completar las actividades diarias
  • problemas para dormir
  • pérdida de peso

Cuanto mayor seas, más probabilidades tendrás de padecer neuralgia posherpética. Por esta razón prevenir la culebrilla puede ser tan importante.

  • Medicare Advantage y Medicare Parte D deben cubrir al menos una parte del costo de la vacuna contra la culebrilla.
  • Consulta con tu médico antes de recibir la vacuna para saber cómo la facturarán.
  • Los CDC recomiendan la vacuna Shingrix, pero no siempre está disponible, así que consulta primero con el consultorio de tu médico o en la farmacia.

Leer el artículo en Inglés