El tratamiento principal para el virus de inmunodeficiencia humana (VIH) es una clase de medicamentos llamados antirretrovirales. Estos medicamentos no curan el VIH, pero pueden reducir la cantidad de virus en el cuerpo de una persona con VIH. Esto mantiene el sistema inmunitario suficientemente fuerte para contrarrestar la enfermedad.

Actualmente, más de 40 medicamentos antirretrovirales están aprobados para tratar el VIH. La mayoría de las personas que tratan su VIH tomarán dos o más de estos medicamentos todos los días por el resto de sus vidas.

Los medicamentos antirretrovirales deben tomarse a la hora correcta y de la manera correcta para que funcionen adecuadamente. Tomar estos medicamentos de la manera en la que los receta el médico se llama adherencia.

Apegarse al plan de tratamiento no siempre es fácil. Los medicamentos antirretrovirales pueden causar efectos secundarios que pueden ser suficientemente graves como para hacer que las personas los dejen de tomar.

Sin embargo, si una persona con VIH omite una dosis de estos medicamentos, el virus puede empezar a adaptarse al cuerpo nuevamente. Esto podría hacer que el VIH se vuelva resistente a los medicamentos. Si eso sucede, el medicamento ya no funcionará y a esa persona le quedarán menos opciones para tratar su VIH.

Lee para conocer más sobre los efectos secundarios del medicamento antirretroviral y cómo controlarlos y apegarse a un plan de tratamiento.

Los medicamentos contra el VIH han mejorado con los años, y los efectos secundarios graves son menos probables de lo que solían ser. Sin embargo, los medicamentos contra el VIH pueden causar efectos secundarios. Algunos son leves, mientras que otros son más graves o hasta mortales. Un efecto secundario también puede empeorar mientras más tiempo se tome un medicamento.

Es posible que otros medicamentos interactúen con los medicamentos contra el VIH, lo que causa efectos secundarios. Otras afecciones médicas también pueden hacer que los efectos secundarios de los medicamentos contra el VIH empeoren. Por estas razones, cuando se empieza con cualquier medicamento nuevo, las personas con VIH deberían informar a su médico o farmacéutico sobre todos los otros medicamentos, suplementos o hierbas que están tomando.

Además, si ocurre cualquier efecto secundario nuevo o inusual, las personas con VIH deberían comunicarse con su médico. Deberían hacerlo incluso si han estado tomando medicamentos por un período prolongado de tiempo. Puede llevar meses o años empezar a reaccionar a un medicamento.

Para los efectos secundarios graves, un médico podría asegurarse de que es el medicamento y no otro factor el que causa los síntomas. Si el responsable es el medicamento, podría cambiar de tratamiento a otro medicamento antirretroviral. Sin embargo, no es fácil cambiar de tratamiento. Necesitan estar seguros de que el tratamiento nuevo funcionará y que no causará efectos secundarios más graves.

Los efectos secundarios leves pueden desaparecer tan pronto como el cuerpo se acostumbre al medicamento. De lo contrario, un médico podría sugerir cambiar la forma en la que se toma el medicamento. Por ejemplo, puede recomendar tomarlo con alimentos en lugar de con el estómago vacío, o en la noche, en lugar de en la mañana. En algunos casos, puede ser más fácil tratar los efectos secundarios para que sean más manejables.

A continuación, se encuentran algunos de los efectos secundarios más comunes de los medicamentos antirretrovirales y consejos para controlarlos.

Ejemplos de los medicamentos que pueden causarla:

  • abacavir (Ziagen)
  • zidovudina

Qué puede ayudar:

  • Comer varias comidas pequeñas al día en lugar de tres comidas grandes.
  • Tomar batidos o suplementos nutritivos para asegurarte de que el cuerpo está recibiendo suficientes vitaminas y minerales.
  • Preguntar a un médico acerca de tomar un estimulante del apetito.

La lipodistrofia es una afección que hace que las personas pierdan o adquieran grasa en ciertas áreas del cuerpo. Esto hace que algunas personas se sientan tímidas o ansiosas.

Ejemplos de los medicamentos que pueden causarla: La combinación de los medicamentos del inhibidor de la transcriptasa inversa análogos de nucleósidos/nucleótidos (ITIAN) y clases de inhibidores de la proteasa.

Los ITIAN incluyen:

  • abacavir
  • stavudine
  • didanosina
  • zidovudina
  • lamivudina
  • emtricitabina
  • tenofovir

Los inhibidores de la proteasa incluyen:

  • atazanavir
  • darunavir
  • fosamprenavir
  • indinavir
  • lopinavir
  • nelfinavir
  • ritonavir
  • saquinavir
  • tipranavir

Qué puede ayudar:

  • El ejercicio puede ayudar a reducir la grasa corporal de todo el cuerpo, incluyendo las áreas en donde se ha acumulado grasa.
  • Un medicamento inyectable llamado tesamorelin (Egrifta) puede ayudar a reducir el exceso de grasa del estómago en las personas que toman medicamentos contra el VIH. Sin embargo, cuando una persona deja de tomar el tesamorelin, puede volver a acumularse la grasa del estómago.
  • La liposucción puede eliminar la grasa en las áreas en donde se ha acumulado.
  • Si ocurre pérdida de peso en la cara, un médico podría proporcionar información sobre las inyecciones de ácido poliláctico (New Fill, Sculptra).
  • Las personas con diabetes y VIH podrían considerar preguntarle a su médico acerca de tomar metformina. Este medicamento contra la diabetes puede ayudar a reducir la grasa abdominal causada por la lipodistrofia.

Ejemplos de los medicamentos que pueden causarla:

  • inhibidores de proteasa
  • inhibidores de la transcriptasa inversa análogos de nucleósidos/nucleótidos (ITIAN)
  • antibióticos
  • delavirdina
  • maraviroc
  • raltegravir
  • cobicistat
  • elvitegravir/cobicistat

Qué puede ayudar:

  • Comer menos alimentos grasosos, picantes y lácteos, incluyendo alimentos y productos fritos que contengan leche.
  • Comer menos alimentos que sean altos en fibra insoluble, como verduras crudas, cereales integrales y maníes.
  • Preguntarle al médico sobre los beneficios de tomar medicamentos antidiarreicos de venta libre, como loperamida (Imodium).

La fatiga es un efecto secundario del tratamiento con medicamentos contra el VIH, pero también es un síntoma del VIH.

Ejemplos de los medicamentos que pueden causarla:

  • zidovudina
  • efavirenz

Qué puede ayudar:

  • Comer alimentos nutritivos para aumentar la energía.
  • Hacer ejercicio con la mayor frecuencia posible.
  • Evitar fumar y tomar alcohol.
  • Seguir un programa de sueño y evitar tomar siestas.

Ejemplos de los medicamentos que pueden causarlos:

  • stavudine
  • didanosina
  • zidovudina
  • efavirenz
  • lopinavir/ritonavir
  • fosamprenavir
  • saquinavir
  • indinavir
  • tipranavir/ritonavir
  • elvitegravir/cobicistat

Qué puede ayudar:

  • Evitar fumar.
  • Hacer más ejercicio.
  • Reducir la cantidad de grasa en la dieta. Hablar con un nutricionista sobre la manera más segura de hacerlo.
  • Comer pescado y otros alimentos altos en ácidos grasos omega-3. Estos incluyen nueces, semillas de lino y aceite de canola.
  • Realizarte pruebas de sangre para verificar los niveles de colesterol y triglicéridos con tanta frecuencia como lo sugiera el médico.
  • Tomar estatinas u otros medicamentos que reducen el colesterol, si los receta un médico.

Los cambios de humor, incluyendo la depresión y la ansiedad, pueden ser un efecto secundario del tratamiento con medicamentos contra el VIH. Pero, los cambios de humor también pueden ser un síntoma del VIH.

Ejemplos de los medicamentos que pueden causarlos:

  • efavirenz (Sustiva)
  • rilpivirine (Edurant, Odefsey, Complera)
  • dolutegravir

Qué puede ayudar:

  • Evitar el alcohol y las drogas ilegales.
  • Preguntar al médico sobre asesoría y medicamentos antidepresivos.

Ejemplos de los medicamentos que pueden causarlos: Casi todos los medicamentos contra el VIH.

Qué puede ayudar:

  • Comer porciones más pequeñas durante el día en lugar de tres comidas grandes.
  • Comer alimentos blandos, como arroz blanco y galletas saladas.
  • Evitar alimentos grasos y picantes.
  • Comer comidas frías en lugar de calientes.
  • Preguntarle al médico sobre los medicamentos antieméticos para controlar las náuseas.

La erupción cutánea es un efecto secundario de casi todos los medicamentos contra el VIH. Pero, una erupción cutánea grave también puede ser una señal de una reacción alérgica u otra afección grave. Llama al 911 o acude a la sala de emergencias si tienes una erupción cutánea junto con cualquiera de lo siguiente:

  • problemas para respirar o tragar
  • fiebre
  • ampollas, especialmente alrededor de la boca, nariz y ojos
  • una erupción cutánea que empieza rápidamente y se propaga

Ejemplos de los medicamentos que pueden causar una erupción cutánea:

  • inhibidores de proteasa
  • emtricitabina
  • raltegravir
  • elvitegravir/tenofovir disoproxil/emtricitabina
  • inhibidores de la transcriptasa inversa no nucleósidos (ITINN), incluyendo:
    • etravirina
    • rilpivirina
    • delavirdina
    • efavirenz
    • nevirapina

Qué puede ayudar:

  • Humectar la piel con loción todos los días.
  • Usar agua fría o tibia en lugar de agua caliente en las duchas y baños.
  • Usar jabones y detergentes suaves no irritantes.
  • Usar telas que respiren, como algodón.
  • Preguntarle al médico sobre tomar un medicamento antihistamínico.

Ejemplos de los medicamentos que pueden causarlo:

  • efavirenz
  • emtricitabina
  • rilpivirina
  • indinavir
  • elvitegravir/cobicistat
  • dolutegravir

Qué puede ayudar:

  • Hacer ejercicio regularmente.
  • Seguir un programa de sueño y evitar tomar siestas.
  • Asegurarse de que la habitación sea cómoda para dormir.
  • Relajarse antes de ir a la cama con un baño de agua tibia u otra actividad relajante.
  • Evitar la cafeína y otros estimulantes unas cuantas horas antes de ir a la cama.
  • Hablar con un médico sobre los medicamentos para dormir, si el problema continúa.

Otros efectos secundarios de los medicamentos antirretrovirales pueden incluir:

  • hipersensibilidad o reacciones alérgicas, con síntomas como fiebre, náuseas y vómitos
  • hemorragias
  • pérdida ósea
  • enfermedad cardíaca
  • azúcar en sangre alta y diabetes
  • acidosis láctica (niveles altos de ácido láctico en la sangre)
  • daños renales, hepáticos o del páncreas
  • entumecimiento, ardor o dolor en las manos o pies debido a problemas nerviosos

Tomar los medicamentos contra el VIH exactamente como los recetan es importante para que funcionen adecuadamente. Si se presentan efectos secundarios, no dejes de tomar el medicamento. En su lugar, habla con un médico. Puede sugerir formas para aliviar los efectos secundarios, o puede cambiar el plan de tratamiento.

Podría tomar un tiempo para que las personas con VIH encuentren el régimen de medicamento adecuado. Con control y seguimiento cuidadosos, los médicos encontrarán el régimen de medicamentos antirretrovirales que funciona bien con la menor cantidad de efectos secundarios.

Lee el artículo en inglés.